Análisis Cultural Seminario Temático 2015

Un blog hecho entre todos los estudiantes del curso de 2015 de Dr. Timmer, LAS, Universidad de Leiden. Blogs de otros años: https://thematicseminarlatinamerica.wordpress.com, y https://culturalanalysisul.wordpress.com

Denuncia de la realidad capitalista en un espacio cyber: reseña de Ygdrasil de Jorge Baradit (2005)

El desierto de Sonora como escenario para narraciones llenas de crueldad. No es la primera vez que un autor elija este panorama para iniciar una narración ficticia sobre lo que son los limites del horror humano: no hay mejor ejemplo que la obra de Roberto Bolaño que situá diferentes de sus obras en el desierto fronterizo. así  también inicia Jorge Baradit, paisano del mismo Bolaño, su novela de Ciencia Ficción, o cyberpunk, Ygdrasil. Un hombre vagando por el desierto, pintado de azul con su alma desplazado a un cactus, una piedra y una rata inaugura con velocidad vertiginosa la novela, que mantendrá hasta la ultima pagina; la cual, para decirlo así, no es para todos.

Baradit lleva al lector a un viaje cuyo protagonista es Mariana – asesina drogadicta al maíz con un horrible trauma de infancia, que después de haber sobrevivido torturas por el banco de México, consecuencia de verse obligado por una fuerza de milicias mexicanas de penetrar en una base de datos digitales, se afirma como protagonista de la historia. Con la ayuda del ‘selknam’ Reche (figura sin forma fija, a veces humano a veces mera energía) y el fantasma de un joven soldado alemán llamado Gunther, la protagonista es sumergida en una serie de acontecimientos cada vez mas siniestros sobre los cuales no tiene ningún control. Esta forzado por diferentes poderes y sus representantes monstruosos – los milicios mexicanos y después los ‘Chrysler’ – de robar datos digitales de distintos data bases, los cuales se hallan en diferentes dimensiones digitales y biologicas, con el fin de descubrir el proyecto atras del hombre que anda sin alma en el desierto de Sonora: Ygdrasil.

Esta novela cyberpunk hace uso, aparte de la aparición del cyborg, de elementos y figuras de la mitología indígena (Mapuche y Chilote), alusiones al chamanismo pero también a chakras y auras – elementos de las tradiciones espirituales del oriente. Una total hibridez de elementos que dirías que no guarden ninguna relación con el cyborg; cuerpo con cables y órganos reemplazables.
Incluso las figuras mitológicas están convertidos en la hibridez que es la figura del cyborg: el Imbunche por ejemplo, monstruo de la mitología Chilote cuyo nombre significa ‘persona deformada’1 es utilizado por Baradit para dar forma al pervertido líder de la secta de trabajadores de la Chrysler. Aparte de las semejanzas con el ‘original’ Imbunche, el autor presenta al personaje con cuerpo cyborg, man machine perforado con metal para decorarse.

Se destaca el carácter ‘clásico’ (o poco original?) del relato. Así también los personajes y el papel que les esta otorgado. La búsqueda hacia el grial, una protagonista (imprevisible) que se ve forzada de obedecer a los que mandan y que al final resulta ser la única persona posible de poder alcanzar el objeto deseado; protegido por su ayudantes de los cuales uno de ellos al final resulta ser ‘un malo mas’, un enfrentamiento con una esfinge; una aventura involuntaria con un fin desconocido – muy probablemente la muerte de Mariana…. Recuerda a un tipo de Ilíada, para decirlo de una manera positiva.

La ciencia ficción como espacio para criticar la realidad; llevarla a extremos, cruzando limites.
En la novela hay masas de seres humanos matados para que una élite consiga su objetivo, el cuerpo ya no tiene valor, ni el alma, todo se ha convertido en un juego para algunos ‘poderosos’ de los cuales algunos de sus miembros ni tienen cuerpo sino que son energías. Gobiernos capitalistas corruptas que abiertamente se abusan del individuo y del colectivo, que se abusan de la identidad y de la sabiduría indígena, del cuerpo tanto masculino como femenino. En Ygdrasil se manifiesta entonces una fuerte critica a la sociedad capitalista de hoy en día.
Una reflexión: por el hecho de que Baradit presente al cuerpo cyborg, posthumano, la posible critica de que la novela tenga un carácter machista – por la infinita repetición de escenas en que esta violada ‘la mujer’ en general, o la protagonista (piensen en ‘las perras’) no se sostendría. Esto porque no es solo el cuerpo femenino que sufre violaciones – es todo cuerpo, cada cuerpo. Sera por el hecho de que la protagonista es femenina que nos están presentadas mas escenas de violencia sexual en que ella esta implicada.
Esta obra de ciencia ficción latinoamericana deja clara de una manera muy cruda la realidad en que vivimos: llevándola a un limite que hace que queremos cerrar los ojos. No ver la tortura, no ver la apropiación del cuerpo otro por un fin violenta y egocéntrico.

A pesar de que la historia tenga un curso poco sorprendente, se ve que Baradit utiliza el espacio ficcional creado por el mismo para llevar a cabo una denuncia. Lo grotesco, podríamos decir. Ampliando, ridiculizando, exagerando y pasando limites le esta presentado al lector una historia que le advierte y ambiciona despertarlo para enseñar la cruda realidad en que vivimos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 10 mayo, 2015 por .
A %d blogueros les gusta esto: